domingo, 15 de enero de 2017

El regreso

Hace frío fuera del blog. Ya os lo digo. El tiempo pasa de prisa, la rutina vence casi siempre, las obligaciones son unas tiranas y, cuando quise darme cuenta, hacía tanto tiempo que no volvía a mi refugio personal, a mi rincón, que empecé a sentirme extraña en mi propio "espacio".
   Pero ¡Qué fácil es volver! Por suerte, los dedos recuerdan perfectamente dónde están las teclas y cuál es el recorrido necesario para llenar la hoja en blanco. Y para sentirme en casa de nuevo, nada mejor que hablaros de mis últimas lecturas.
   Empezaré con El nombre propio de la felicidad, de María Jeunet, un libro que cogí con ganas, que tenía toques de humor, buenos trucos para engancharte y un argumento entretenido. Pero según avanzaba el libro, la historia de Nico se me hacía más forzada, menos real. Si hubiera sido una película del tipo Descalzos por el parque, no tendría objeciones, pero en un libro, necesito que la historia me resulte posible, o si no, que me la presenten de antemano como una fábula.
   Nuestro protagonista es un joven atractivo que vive en una buhardilla en París y que, aunque trabaja vigilando las cámaras del metro, en realidad es escritor de cuentos infantiles, concretamente, de uno tan tan famoso que no hay niño que no lo conozca y lo adore. Además es bueno hasta decir basta, encantador, pendiente de hacer felices a quienes le rodean, amigo de sus amigos, en fin, un "premio de la lotería". Se enamora de una chica que ve en uno de los andenes, la busca sin descanso, se devana los sesos para poder encontrarla, la encuentra, se conocen, se enamora, y todo esto, mientras visita a su madre sin falta todos los fines de semana, le busca novio a su jefe, ayuda a su amigo a reconciliarse con su exmujer, a su amiga de la infancia a tener su propio café, a su amiga enferma a sobrellevar el tratamiento y, además, hace frente a su editor, que le presiona día y noche para que escriba otro maravilloso cuento que le permita quedarse en esa editorial. 
   
  Llegó un momento que me quedé sin aliento de tantos malavares, y eso que todo está bastante bien hilvanado, los personajes caen bien y las historias de cada uno se van intercalando en su justa medida, para no cansar y para ayudar a Nico, nuestro protagonista, a lucir cualidades. Hay buen rollo, buena gente y buenos sentimientos, quizás demasiados para mí en ese momento. Ni siquiera el revés que sufre nuestro amigo rompe ese ritmo. El problema para mí era que no me lo creía. Y cuando eso pasa, todo lo demás se vuelve menos importante.
Sin embargo, y a pesar de todo, llegué hasta el final, me alegré de los éxitos de  los personajes, se me escapó algún que otro puchero allí donde había que hacerlos y lo cerré satisfecha de una lectura que me había acompañado un tiempecito y que me había entretenido.
El siguiente libro fue... Bueno, eso mejor lo dejo para una próxima entrada que me anime a volver prontito por aquí. Nos leemos.

26 comentarios:

  1. Feliz regreso!!
    Pues a mí estas fábulas que parecen más ciencia ficción que otra cosa me caen pesadas y me ahogo con tanto malabar como tú dices. Acabo por no creerme nada y a veces hasta le cojo manía a los pobres personajes.
    Me alegro de que vuelvas a contarnos lecturas.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Norah. Espero no volver a marcharme tanto tiempo. Y yo también me alegro de tenerte por aquí. Abrazos.

      Eliminar
  2. Me alegra que estés de nuevo por aquí. El libro no pinta mal por lo que leo.
    Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Alicia. Entretenidillo al menos. Abrazos.

      Eliminar
  3. Ya se te echaba de menos aunque yo también ando un poco desaparecida, este lo leí este verano y me pareció una historia muy fresca y entretenida
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Tatty. Lo bueno de esto es comparar gustos y opinones, ¿verdad? ;D. Abrazos.

      Eliminar
  4. Bienvenida de vuelta. No me importaría leerlo. Un beso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Pues adelante, y luego comparamos ^_^. Abrazos.

      Eliminar
  5. Hola!!
    Bienvenida de nuevo!!
    Tengo muchas ganas de hacerme con el libro, la portada es preciosa.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me contarás qué tal el contenido, ;D. Abrazos.

      Eliminar
  6. "Hace frío fuera del blog". ¡Me encanta!

    La historia de San Nico no tanto :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, después de todo fue entretenido. Abrazos.

      Eliminar
  7. Exquisita reseña, Marisa. Me encanta el primer párrafo: creo que ahí tienes el comienzo de un buen relato, cuando menos. Por lo que cuentas en tus impresiones de esta novela de María Jeunet, no me termina de convencer. Tengo sus dos títulos anteriores pendientes de lectura: Las hojas de Julia y La foto de Nora y, por las críticas que leí sobre ellas, creo que son lecturas para pasar un momento entretenido. Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Francisco; tú que lees con buenos ojos, ;D. Ya me contarás qué tal te ha ido con esos títulos de la autora. Abrazos.

      Eliminar
  8. Yo también he estado ausente, y tengo que decir que desde mi vuelta, echaba en falta tu blog. No sé si leeré este libro, pero "Suite francesa", seguro. Espero tu reseña. Besotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya te adelanto que he disfrutado de lo lindo con Suite francesa. Bienvenida a ti también querida Lady. Abrazos.

      Eliminar
  9. Oh qué pena. Yo lo tengo en casa y quiero leerlo. Por suerte, en esto de las lecturas todo es tan subjetivo. Ya te diré cuando lo lea. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, por suerte nos enriquecemos intercambiando pareceres. Estoy deseando leer tus impresiones. Abrazos.

      Eliminar
  10. hooola!!!queremosfrio, amamos el frio!!!! y tu con buenas lecturas, nosotras con calor y tratando de saludar a amigos que no llegamos y llevando y trayendo reseñas, somos las buhas mensajeras de argentina y nos encanta. pero amamos el frio!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, pues por aquí tenemos para dar y tomar ^_^. Os esperamos en uno de esos vuelos mensajeros, ;D. Abrazos.

      Eliminar
  11. Me lo regalaron pero reconozco que aún no me he animado con él
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Bienvenida de nuevo!!
    Este es de esos libros que si se cruzan lo leeré, pero de momento tampoco ando mal servida
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Bienvenida!!! Pues este, lo dejo pasar, creoque no es de los míos. Nos leemos! Un besote!

    ResponderEliminar
  14. ¡Bienvenida de vuelta! :)

    Y oye, a pesar de que a ti no te ha entusiasmado mucho el libro, a mí me gusta lo que cuentas, así que me lo llevo anotado. Rara que es una ...

    bsos!

    ResponderEliminar
  15. El argumento me parece muy similar a uno de los libros de Nicolás Barreau aunque este no hacía tantos malabares. No me la llevo. No creo que me gustara.

    ResponderEliminar
  16. ¡Ya era hora de leerte de nuevo!
    Una historia la que has leído muy "Mielosa" con un personaje rayano en la perfección. Como a ti, no me acaba de convencer.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...